Compartir

Una voz de alerta por la salud y el impacto en las rentas con destino a la inversión social, que causa la venta de licor adulterado, expresó la Industria de Licores del Valle, que trabaja con las autoridades de Policía para contrarrestar este delito.

El gerente de la ILV, José Moreno Gerente, explicó que “todas las medidas restrictivas como la ley seca y los toque de queda restringen la distribución y comercialización de nuestros productos, pero le permiten al adulterado crecer, y eso es lo que nos está pasando. Tenemos una proliferación de licor adulterado en el Valle del Cauca que nos está afectando nuestras ventas”.

El llamado también va en el sentido de no poner en riesgo la salud al consumir licor adulterado y consumir en cambio el trago legal, “que es el que paga impuesto, el que garantiza los recursos al departamento para ampliar coberturas en salud, educación, recreación y en deporte. Cuando consumimos el licor adulterado solo estamos beneficiando los intereses de muy pocos y nos olvidamos de la cantidad de vallecaucanos que nos beneficiamos cuando consumimos el producto legal”, agregó el gerente de la ILV.

La gobernadora del Valle del Cauca, Clara Luz Roldán, ha declarado una lucha frontal contra el licor adulterado y el contrabando que se ha fortalecido con la creación de un Comité Especial, del cual hacen parte los distribuidores, la Dirección de Hacienda del Valle y la Policía Nacional.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here